JUAN DEL PRETE

juan del preteNace en Vasto (Chieti, Italia) en 1897. Durante su infancia, su familia se radica en el barrio de La Boca, en Buenos Aires. Autodidacta, su principal fuente expresiva es la materia y el color con los que más adelante dará vida a composiciones que alternan la figuración y la abstracción. Tempranamente manifiesta su inclinación por las tendencias de avanzada.
En 1925, su envío al Salón Nacional logra gran repercusión y, al año siguiente, realiza su primera exposición individual en la Asociación Amigos del Arte. En 1929 adopta la ciudadanía argentina y ese año, por intermedio de Amigos del Arte, obtiene una beca para viajar a París, donde puede admirar a los grandes maestros clásicos. También se siente atraído por el color de Henri Matisse y por el tratamiento de la forma de Pablo Picasso. Paralelamente se relaciona con los círculos de vanguardia: conoce a Joaquín Torres García, Jean Arp y Enrico Prampolini, entre otros. Integra, en 1932, el grupo Abstraction Creation Art non Figuratif y, al mismo tiempo, colabora en la revista editada por la agrupación junto a artistas como Alexander Calder, Auguste Herbin, Georges Vantongerloo, etc. Al regresar a Buenos Aires, en 1933, presenta pinturas y collages abstractos en Amigos del Arte. A esta exposición, considerada la primera muestra de arte no figurativo realizada en el país, le sigue otra donde exhibe esculturas abstractas realizadas con alambre, planchas de hierro y yeso tallado. A pesar de no haber recibido los favores del público y de la crítica, Del Prete continúa pintando obras no figurativas, aunque sin abandonar totalmente el arte representativo. Desde 1937 la artista plástica Eugenia Crenovich, conocida como Yente, es su discípula y compañera. En 1954 vuelve a Europa y expone en Génova, Milán y Como, Italia. Preside la Agrupación de Artistas no Figurativos, grupo formado por Domingo Di Stéfano, Pedro Gaeta y Eugenio Abal, entre otros, que intenta humanizar la abstracción. En 1957 es invitado a la IV Bienal Internacional de San Pablo y, dos años más tarde, participa con veinte obras en el mismo evento, en carácter de artista invitado. Al año siguiente integra los envíos a las bienales internacionales de Venecia y México. Hacia fines de los ’50 adopta el chorreado, las manchas y salpicaduras para trabajar grandes telas, próximas a la estética informalista. Entre sus trabajos escenográficos se destacan los realizados en Amigos del Arte para Estrella de mar y Magia Negra , y en el Teatro Colón, para la ópera Leyenda de Urutaú . Recibe el Primer Premio del Salón de Acuarelistas y el Gran Premio del Salón Municipal en 1957, el Premio Palanza en 1958, el Gran Premio de Honor del Salón Nacional en 1963 y, en Bruselas, en 1958, obtiene el Gran Premio Internacional . Asimismo, es distinguido en los Salones de Mar del Plata y los Salones de la Provincia de Santa Fe. Entre sus exposiciones retrospectivas se destacan la realizada por la Secretaría de Cultura de la Nación, Buenos Aires (1950); la organizada en el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires (1961); en el Museo de Arte Contemporáneo de Santiago de Chile y de Lima (1963) y en la galería LAASA de Mar del Plata (1974). Fallece en Buenos Aires en 1987, a los 90 años.

SU OBRA

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.